Una tomografía por emisión de positrones se utiliza para detectar reacciones celulares al azúcar. Las células anormales tienden a reaccionar y "iluminarse" en la exploración, lo que ayuda a los médicos a diagnosticar una variedad de afecciones. Para la tomografía por emisión de positrones, se inyecta en el torrente sanguíneo una sustancia química inofensiva, llamada radiotrazador. Una vez que haya tenido tiempo de moverse por su cuerpo, usted se acostará sobre una mesa mientras un escáner sigue al radiotrazador y envía imágenes tridimensionales a la pantalla de una computadora. Por lo general, se pide a los pacientes que usen ropa cómoda y se abstengan de comer durante 4 horas antes de la exploración. Informe a su médico si está embarazada o amamantando. Los pacientes con diabetes deben discutir las pautas dietéticas con su médico durante las horas previas a la exploración.

Department